Publicidad
16 Oct 2021

Compartir

Pinares

José Luis Zorita

Fue coincidencia que un amigo me enviase este poema días antes de mi exposición en Valladolid. Precisamente, el tema de los óleos eran los pinos y sus caminos, en las orillas del Duero, que aquí discurre lento, pensando en su cercano encuentro con el Pisuerga.
Me gusta caminar entre los pinos, aunque no son los de nuestra tierra que nos regalan su savia, la miera. Pinos Albares son estos, mansos, piñoneros, de hermosa copa redonda, de troncos robustos inclinados, reverentes, de ramas retorcidas formando una maraña de fuertes contrastes que impresionan con sus luces y sombras, paisajes ideales de colores hermosos, de luminosos verdes, amarillos, rojos, violetas, carmesíes, que invitan a disfrutar pintando los cambios de sus luces en el transcurso del día.
Tengo que confesar mi cobardía porque nunca he entrado en ningún pinar cuando es de noche; me imponen su oscuridad, su silencio. Enfrente de mi casa hay uno inmenso, lo tengo a cincuenta metros.
Por eso, echándole fantasía, voy a imaginarme que una noche de valentía, de atrevimiento, que será oscura y sin luna para mejor conocer su tenebroso sueño, entro en él, cautelosamente.

…Puede leer el artícuo completo en nuestra edición impresa.

Sin comentarios
ASISA
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies