Publicidad
23 Feb 2019

Compartir

Fantasmas venidos a menos

Marta del Riego Anta

Una amiga muy enterada me contó que ahora lo más cool entre los aristócratas es rescatar los viejos fantasmas de los castillos familiares. Entonces recordé algo que me sucedió hace años. Me invitaron a un evento literario en un castillo alemán. Tenía una habitación espléndida, con vistas a los bosques de abetos negros. Dejé la maleta y bajé a cenar. Cuando regresé a la habitación la maleta estaba abierta, la cama deshecha. Al día siguiente pregunté en el desayuno si había una mucama y a qué hora pasaba por los dormitorios para hacerme mi composición de lugar y que no me pillara a medio vestir. El señor del castillo, un barón venido a menos, me dijo que venía alguien a limpiar solo por las mañanas. Repliqué, “pero estuvo anoche”. Me respondió con esa seriedad jovial tan alemana: “Ah, pero esa es die kleine (la pequeña) Inge. Desde hace doscientos años toca el piano en la habitación que está situada encima de la suya. A veces se aburre, se cuela en el cuarto de huéspedes y lo revuelve todo”. “¿DOSCIENTOS años?”, contesté, igual no había entendido bien, el acento bávaro es farragoso.

……………..Puede leer el artículo completo en nuestra edición impresa)

@martadelriego
Superheroína del noroeste.blogspot.com

Sin comentarios
ASISA
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies