Publicidad
26 jun 2011

Compartir

TIERRAS BAÑEZANAS

Para Martín Manceñido, con quien comparto amistad e ilusiones.

Me duele haber sido testigo, en este último cuarto de siglo, de una política municipal nada integradora -reflejo de la nacional y de la autonómica- que no ha permitido pensar con amplitud en las tierras de La Bañeza.
Cada pueblo que rodea a esta ciudad -hasta el más pequeño-, ausente de un espíritu unificador, ha optado por las cortas miras del desarrollo en solitario. Y ahora, si no se quiere continuar con el desmoronamiento comarcal y se piensa en salidas a la crisis que nos aqueja, habrá que desandar lo andado y volver a ver en su conjunto a estas riberas bañezanas que existen de manera social y natural como comarca, aunque haya quien lo olvide o no lo vea. Y es que están relacionadas por un pasado comercial y cultural, que las funde en un sentir, y por el agua que las vertebra.
Mirad un plano de estas tierras: Riego de la Vega y la Isla; Destriana y la Valduerna, Torneros y Quintana y Congosto; Castrocontrigo y Nogarejas; Castrocalbón y Jiménez; conforman dedos de una misma mano. Ved cómo los cauces conducen el latir de tantas localidades que siempre dirigieron sus pasos a esta ciudad y sus miradas al Teleno.
Observad la simetría y diversidad del grito agrícola que se produce con el Órbigo como eje aglutinador, entre el espíritu de unos valles y unas vegas, del Duerna y del Eria -aún sin embalsar-, del Jamuz, del Valtabuyo, del Eria, del bajo Tuerto, de la Presa Cerrajera, y el espíritu de un páramo que esperó el agua y hoy se abre a un futuro de riqueza.
Siempre he imaginado a estas tierras sustentadas en tres apoyos que son claves para planificarlas, “cosiéndolas”: el cuidado de sus ríos, la revitalización de sus vías históricas de comunicación y la apertura hacia el noroeste. Son las viejas reivindicaciones de ilustres comarcanos y bañezanos que, a principios del siglo veinte, mantuvieron su cohesión con una misma unidad de futuro.
Por eso habrá que cuidar los ríos. Como comarca, atendiendo a su potencial generador de inversiones imaginativas, abriendo una idea solidaria de entendimiento, tomando la decisión de consensuar, con un proyecto común, el desarrollo de cada lugar, sea con nuevas energías, con el bien de los montes, recuperando actividades artesanas olvidadas…, precisando usos en función de sus peculiaridades. Y, como núcleo urbano, activando una poética de construcción de fuentes -hitos representativos y escultóricos- que hará atractiva a La Bañeza, con una concepción temática en torno al río y al Puente de Requejo, como parque natural que recree los oficios del agua.
Y habrá que revitalizar la Vía de la Plata, diseñando “teatral y carnavalescamente” un camino histórico-turístico que, desde Alija hasta Palacios, con sus castillos, ordene un itinerario cultural que ya tiene su base de llamada en el Museo de las Alhajas.
Y habrá que reclamar la autovía a Braganza, recuperando el cruce de caminos que esta zona no debió perder, planificando con idea empresarial el entorno de su entronque con la Nacional VI. Así se potenciará el valor del Páramo, exigiendo las infraestructuras y actuaciones para que sea capaz de elaborar productos agrícolas que no se vayan fuera, entendiendo que la mirada hacia Portugal tiene registros etnográficos que respiran en esas danzas de Laguna de Negrillos y de San Esteban de Nogales.
Pero todo esto debe tener un arranque de gestos en la propia ciudad, como más beneficiada. Habrá que facilitar el acceso y la estancia a todos los que llegan, en particular a los comarcanos. Habrá que festejar la alubia con los pueblos que la producen, premiando la autóctona de mejor calidad. Habrá que dar cabida a la diversidad etnográfica, folklórica, cultural… de nuestros pueblos, dedicándoles días especiales y atrayéndolos con exposiciones monográficas. Habrá que escucharlos… Sí, pensando en La Bañeza, habrá que pensar no sólo en la ciudad sino en sus tierras.

Sin comentarios
La Hacienda
Telenauto
Aparthotel Infanta Mercedes
Optica Vía de la Plata
Falmar
Automoviles Latorre
Manos Unidas
Funeraria La Cruz
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR