Publicidad
24 Abr 2022

Compartir

Cabrera, Carballeda y Sanabria se unen en defensa del territorio

Muy cerca de Muelas de los Caballeros, en el término de Espadañedo, hay un antiguo asentamiento romano llamado Los Corralones. Hay indicios que señalan la posibilidad de que fuera ahí donde se recibía el oro de Las Médulas. Había un tránsito regular de un lado al otro de la sierra de Cabrera para llevarse los minerales. Es antigua la relación entre los habitantes de Cabrera y las comarcas del norte de Zamora.
Esa relación entre vecinos fue evolucionando con los tiempos, con las necesidades, con el comercio y el trueque, con lo que de uno y otro lado podían aportarse mutuamente. Segadores, espadañeras, costureras, pasaban a caballo por sendas y caminos. Se llevaba y traía el ganado, se colaboraba en las labores del lino, se iba y venía a los mercados y ferias de los pueblos.
Se crearon familias. Unos cruzaban a ayudar a los otros, una vez terminada la trilla, a guardar la cosecha en el granero.
Esos caminos estuvieron vivos y presentes durante siglos a fuerza de pisarlos, a pie, a caballo, en carro. De algunos todavía perdura su presencia en el suelo, otros se han homogeneizado ya con la yerba del terreno y se ha borrado su surco.
El sábado 16 de abril fue la fecha fijada por los vecinos de uno y otro lado para reunirse de nuevo, esta vez por un motivo bien distinto a aquellos: la urgencia de actuar para salvar las tierras de una invasión y un expolio devastadores e innecesarios. Gentes de todo el territorio de Cabrera y de las comarcas zamoranas de Carballeda y Sanabria, se encontraron a mediodía en uno de los muchos parajes sobre el bello paisaje de la sierra, un punto en la frontera, el Alto del Peñón, en el Puerto del Vizcodillo.
Acudió algo más de un centenar de personas. Estuvieron representadas varias de las entidades y colectivos que se han formado en la zona a raíz de la amenaza de los macroproyectos sobre el territorio. Cabrera Despierta, Zamora Viva, Cabrera Natural, Cryosanabria (asociación para el estudio de las montañas), Plataforma Afectados Solar Ricobayo, Otra Vez NO en Sayago, Asociación Cultural Amigos de Velilla y Ecologistas en Acción de Zamora. También acudieron a manifestarse y a mostrar su apoyo vecinos de la asociación Alta Valduerna Natural y Sostenible, y las entidades bercianas Bierzo Aire Limpio y Bierzo Renovable.
Estas comarcas vecinas comparten los impactos que ocasionarían un total de 15 macroproyectos eólicos, dos de ellos de reciente información pública. Se trata de la invasión y el borrado total del territorio tal y como lo conocemos. Sumado esto a lo que se proyecta, además, dentro de los límites de cada comarca, son cientos de hectáreas de terreno que dejarían de ser de los pueblos para generar un beneficio que no repercutiría en el territorio, con una vida útil muy corta. Un despliegue de renovables a gran escala que se presenta ante la opinión pública como la única vía para realizar la transición energética, pero que no es realmente necesario. No así.
Los habitantes y descendientes de estas comarcas se unen ahora para hacer que impere la razón por encima del desastre, evitar la destrucción del entorno y de todos los bienes y la riqueza que se han conservado durante siglos. Trabajar para que desde todos los organismos competentes, locales, estatales y a nivel europeo, se replantee la forma de llevar a cabo la necesaria Transición Ecológica, de manera que no suponga un grave perjuicio de consecuencias imprevisibles e irreparables en el aspecto ambiental, cultural, social y económico; y en el alma, viva y despierta, de estos lugares.

Sin comentarios
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies