Publicidad
03 Jun 2021

Compartir

La Diócesis de Astorga vivió la beatificación de las mártires laicas Octavia, Olga y Pilar

El representante del Papa, cardenal Marcello Semeraro, presidió la celebración

La Diócesis de Astorga se vistió de fiesta, en la mañana del sábado 29 de mayo, para vivir en la S.A.I. Catedral de Astorga la Beatificación de las Mártires Laicas de Astorga, Mª Pilar, Octavia y Olga.
Muchos fieles, procedentes de las distintas zonas que abarca la diócesis, 16 obispos  –entre los que se encontraban el Nuncio de Su Santidad en España, Mons. Bernardito Auza, y los cardenales Mons. Ricardo Blázquez y Mons. Carlos Osoro– más de 80 sacerdotes y familiares de las tres beatas participaron en lo que ha sido un acontecimiento histórico en la iglesia particular de Astorga.
La celebración se inició a las 11 horas con la procesión de entrada, desde la sacristía hasta el presbiterio, presidida por el representante del Santo Padre, el cardenal Marcello Semeraro, al que acompañaban los concelebrantes.

Monseñor Jesús Fernández en los agradecimientos

Tras el Acto Penitencial daba comienzo el Rito de Beatificación. El Obispo de Astorga, Mons. Jesús Fernández González, acompañado de la Postuladora de la Causa, Mª Victoria Hernández, pedían que se procediera a la Beatificación de las Siervas de Dios Mª Pilar Gullón Yturriaga, Olga Pérez-Monteserín Núñez y Octavia Iglesias Blanco, mártires laicas de Astorga. Seguidamente se procedía a la Lectura de las Circunstancias del Martirio a cargo de La Postuladora, quien leía una breve semblanza biográfica de las Siervas de Dios. Inmediatamente después, Marcello Semeraro, Prefecto de la Congregación para las Causas de los Santos, daba lectura a la Carta Apostólica del Papa Francisco, por la que se proclamaban beatas a las tres mártires laicas astorganas.
Uno de los momentos más esperados por los presentes fue cuando se descubrió el cuadro con la imagen de las nuevas beatas. Posteriormente dio comienzo la procesión con sus reliquias, portadas en la joya de la diócesis, la arqueta de San Genadio. Un grupo de fieles, entre ellos varios familiares, las llevaron solemnemente al presbiterio.
Una vez que estuvieron colocadas en el lugar destinado a este fin, el representante del Santo Padre se acercó y las incensó, permaneciendo después unos momentos en silencio y oración.

Más información en nuestra edición impresa.

Sin comentarios
ASISA
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies