Publicidad
19 ene 2019

Compartir

Ocho apodos bañezanos

Marta del Riego Anta

Qué hay que hacer para ser considerado bañezano. ¿Tener ocho apellidos bañezanos? Todo empezó por ahí. Alguien dijo: tener ocho apodos valdorneses en tu familia. Me gustó esa definición: tener ocho o uno, con un solo mote bastaba.  Empecé a acordarme de apodos que había escuchado a mi abuela en La Bañeza, los intercalaba en la conversación con soltura y la mitad de las veces yo no sabía de quién hablaba: de Chivirichi, de la de Tuercebotas, de los Bejeranos y de los Capones. A la familia de mi abuelo Miguel Anta les llamaban los Lucios. A la de mi tío Manolo Mateos de Valdesandinas, los Curros. Empezaron a salir más motes. En La Bañeza: Catais, Comeniños, Los Andarines, Morrotopo, Carajaula, Mortadelo, Cabite, Tabaliche. En Jiménez: Golines, Chavetas, Pedreque, Tino el Tano, Patano, Raposa, Los Ratas, Los Camineros, Los Pitines. Pero en la Valduerna baten todos los récords: el tí Cabecina, el tí Guerra, los Maragatines, el tí Masero, el tí Cubeto, los Cebollones, Chaparro, el tí Pelonio, Juan Chamuscas, el tí Chodina, el tí Mandiles, el tí Colingas, Pernales, los de Catorce, las Borregas… hasta hay un Lendacari, ¡hasta tienen allí al tí Menistro! Después los hay que son pura literatura, títulos de novelones sobre grandes personajes, me acuerdo de Cuca la Vaina en Castrillo de los Polvazares o de Kika la Tarinda en La Bañeza.

……………..Puede leer el artículo completo en nuestra edición impresa)

@martadelriego
Superheroína del noroeste.blogspot.com

Sin comentarios
La Hacienda
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR