Publicidad
09 mar 2018

Compartir

La lluvia no pudo con las ganas de boda
Llegada_de_los_participantes_en_La-Boda_a_la_iglesia_de_Alija-del-Infantado(FRAN)

Si damos por bueno el dicho de que “novia mojada, novia afortunada” no cabe duda que la del sábado 3 de marzo en Alija del Infantado merecería serlo, y es que el tiempo para nada acompañó este año en la cuarta recreación de la Ronda y Boda Tradicionales organizada por el Grupo de Coros y Danzas “El Hilandón”. No obstante, las ganas, el empeño, el buen ánimo y el esfuerzo que pusieron los integrantes de la agrupación para sacar adelante la celebración pudieron con las inclemencias climatológicas y, aunque con modificaciones, se llevaron a cabo los actos previstos.
Pese a que llovió durante toda la tarde del viernes 2, finalmente la noche abrió lo suficiente parar permitir que, aunque fuese acortando el recorrido, se llevase a cabo la Ronda y los “valientes” asistentes, ataviados con abrigadas prendas tradicionales de diario, pudieran disfrutar junto a una hoguera de la fiesta previa al día de la boda.
Una lluvia persistente cayó toda la tarde del sábado y aun así el ánimo no decayó entre los asistentes que se cobijaron en los soportales de la plaza Mayor de Alija, muchos de ellos ataviados con las mejores galas de la indumentaria y joyería tradicional propia de la villa del Infantado o de diferentes zonas de la provincia y de otros lugares. Acompañados de la música de Bañezaina entretuvieron la espera a la puerta de la casa del novio con bailes, dulces y moscatel, partiendo desde allí directamente hacia la iglesia de San Esteban, donde se habría de oficiar la ceremonia. Un templo lleno acogió la llegada de los novios, papel que correspondió en esta ocasión a José Luis de las Heras y Canto Hidalgo, integrantes de “El Hilandón”, acompañados por sus padrinos Iván Vidal y Ana Prieto, miembros del grupo “Surcos del Órbigo”. Celebrados los esponsales a la antigua usanza, un establecimiento de la localidad hizo las veces del patio de la casa de la novia para el momento del “canto de los presentes”; a partir de ahí todo fue fiesta, se degustaron dulces típicos y dulzainas, panderetas, chifla y tamboril pusieron la imprescindible música tradicional que formó un animadísimo baile.
Lo del pasado fin de semana en Alija del Infantado fue un claro ejemplo de “al mal tiempo buena cara”, la Representación de la Ronda y Boda de “El Hilandón” volvió a ser muestra de la rica tradición de la localidad y nexo de unión de muchos grupos folclóricos y aficionados a todo lo relacionado con las tradiciones, en definitiva un punto de referencia en lo relativo a la difusión y conservación de lo heredado que tiene intención de permanecer en ediciones sucesivas.

F.S.

Sin comentarios
La Hacienda
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR