Publicidad
09 nov 2017

Compartir

El Obispo Juan Antonio invitó a los jóvenes a practicar la humildad
El_Obispo_sacerdotes_organizadores_y_jóvenes_al_finalizar_la_eucaristía(TAB)

El Magosto Diocesano, que cada año organiza la Pastoral de Juventud en una localidad de la Diócesis de Astorga, tuvo lugar el domingo 5 de noviembre en La Bañeza, con la asistencia de jóvenes procedentes de diferentes lugares del mapa diocesano, como Ponferrada, Astorga, Benavides de Órbigo y la propia ciudad bañezana.
La parroquia de El Salvador fue el lugar que primero visitaron los asistentes a la convocatoria, que escucharon las explicaciones del párroco Arturo Cabo, y a continuación se dirigieron a conocer la Cofradía de Nuestra Señora de las Angustias.
El Obispo de Astorga, Juan Antonio Menéndez, presidió la misa en la parroquia de Santa María, acompañado por el delegado de Pastoral Juvenil y Universitaria, Enrique Martínez, el vicario parroquial José Luis Franco y otros sacerdotes, entre los que se encontraba Eduardo del Valle, que se encargó de dirigir el coro que puso música a la celebración.
En la homilía, el Obispo, basándose en el evangelio del día correspondiente a San Mateo, y citando la canción “Antes muerta que sencilla”, invitó a los jóvenes a que, frente al lema actual de mucha gente de presumir, ir por encima de los demás y vanagloriarse, lo que implica hipocresía, soberbia, egocentrismo y es un pecado capital que nos tienta siempre, fueran humildes, ayudaran a sus semejantes y los reconocieran como hermanos.
También les exhortó para que no tuvieran miedo a vivir como cristianos y ser referencia en el acontecer diario. “Estáis en la edad de asimilar los valores sobre los que se va a asentar vuestra vida y si como cristianos y testigos de la verdad vivís la fraternidad, la humildad y el servicio, tendréis éxito y sabréis afrontar las circunstancias que vengan”, recalcó el prelado asturicense, señalando a la Virgen María como sierva de Jesús, servidora de la humanidad y humilde esclava del Señor.
Al término de la eucaristía, los jóvenes visitaron la Cofradía de Nuestro Padre Jesús Nazareno, antes de dirigirse a Ciudad Misioneras, donde compartieron la comida, asaron y saborearon las castañas, conocieron la Casa Museo de Don Ángel Riesco y concluyeron la animada y festiva jornada con una oración.

TAB

Sin comentarios
La Hacienda
Telenauto
Aparthotel Infanta Mercedes
Falmar
Automoviles Latorre
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR