Publicidad
Hasta aquí puedo contar
Aventuras mínimas
Marta del Riego Anta Cuando aún existía la Alemania del Este, a los jóvenes los enviaban a campamentos veraniegos en el campo, en autobuses que nunca viajaban en línea recta, sino que iban dando vueltas y revueltas hasta que los chavales tenían la sensación de que habían atravesado un país...
Placeres seguros
Marta del Riego Anta En épocas de austeridad social hay que volver a los valores seguros, perdón, a los placeres seguros. Y cuando digo austeridad social quiero decir que los placeres sociales nos están vedados, no podemos salir a tomar el aperitivo ni invitar a comer a casa a un...
La gran nevada
Marta del Riego Anta ¿Cómo hemos empezado el año? Con la gran nevada. La nieve se ha convertido en noticia. La nieve estaba tan lejos de nuestro imaginario como, no sé, los osos polares. Pero antaño nevaba. Y mucho. Mi padre me contaba que en el Páramo la nieve duraba...
El hombre que vivía con dos búhos reales
Marta del Riego Anta Vivía con dos búhos reales. No es tan raro vivir con dos búhos reales, ¿no? Hay gente que vive con gatos, con hámsters, con loros. Él tenía búhos. Los había adoptado cuando acababan de salir del cascarón. Y al abrir los ojos, instantáneamente lo consideraron su...
Cárabos y curuxas
Marta del Riego Anta El canto del cárabo y su eco. El canto del cárabo macho que replica a otro cárabo macho. Escucharlo en la noche. Cómo uno replica al otro. Cómo se acercan o se alejan. Los cárabos son muy territoriales y compiten entre sí por una zona. Pero...
Pájaro del Noroeste
Marta del Riego Anta Llega la vendimia. Llegan las espaldas quebradas entre los líneos. El mosto corriendo. El canto de la tierra. A pesar de todo los virus, llega. Resiste. Y llega el momento de publicar mi novela Pájaro del Noroeste –el 8 de octubre–. Y es un buen momento,...
Más facendera
Marta del Riego Anta Entró al patio sin avisar, “vamos a cortar el agua, dijo. Este y yo. Para limpiar el colector”. Este y yo. No corta el agua una empresa o la Concejalía de Urbanismo, la corta el Mario y el Amador. Estamos en una aldea de la Cordillera...
Excrementos de nutria
Marta del Riego Anta Los excrementos de nutria huelen bien. Es mi descubrimiento de este verano. Ya, es un pobre descubrimiento para un verano entero. Pero piensen qué significa: que he perseguido nutrias y, por extensión, que he pasado mucho tiempo al aire libre, es decir, en el río, donde...
Déjenme contarles una frivolidad
Marta del Riego Anta Escribir sobre el verano que fui dama de las fiestas de La Bañeza me parecía una frivolidad. Escribir sobre el vestido –qué superficial–; sobre el día de la coronación –qué rimbombante–. ¿Qué escritora seria, que va a publicar su cuarta novela, escribe sobre cuando fue dama...
Madrid y los madrileños
Marta del Riego Anta La semana pasada estuve en Madrid y vi una cosa que me sorprendió mucho: los bancos se han convertido en objeto de deseo. Caminara por donde caminara, estaban todos ocupados –mascarilla mediante–. Eso es una metáfora del estilo de vida de Madrid: para los madrileños la...
Celebración del verano
Marta del Riego Anta “En verano, cuando éramos niños, en el Órbigo se bañaban los hombres desnudos, y las mujeres vestidas y solo por la noche”, cuenta un hombre mayor. “Mi hermano juntó dos bicis de carreras, las soldó e hizo un tándem. Y montados en él se iban a...
El virus del alma
Marta del Riego Anta Entra eufórico, trae plantas para poner tomates y pimientos. -¡Papá! ¿Adónde fuiste? Su hija le habla desde la ventana interior que da al patio. Ha venido a casa de sus padres en el pueblo para ayudarlos, pero lleva casi dos semanas en autocuarentena en el piso...
< 1 2 3 4 5 >
ASISA
Telenauto
Covabet
Falmar
Manos Unidas
Cáritas
El Adelanto Bañezano mas de 80 años con  La Bañeza

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies